miércoles, 6 de septiembre de 2017

MIS PIEDRAS DE BRUJA: GALENA



En esta ocasión voy a hablaros de una piedra que, quizá para muchas personas sea una desconocida, pero que me parece muy importante nombrar ahora, justo cuando muchos comenzamos a prepararnos oposiciones o se comienza un nuevo curso escolar. ¿Por qué? Pues porque voy a hablar sobre la galena, también llamada "piedra de la razón".

Debo deciros que es una piedra muy afín a donde yo vivo, ya que aquí se encontraba situada una gran explotación de galena. Dicha explotación se vio aumentada en la época de luchas entre los Cartagineses y Romanos debido a la necesidad de extracción de plomo para la fabricación de armas y útiles para la lucha. Evidentemente esos yacimientos pasaron a formar parte de los Romanos una vez perdida la Guerra Púnica y... ¡sorpresa! descubrieron que había gran variedad de galena argentífera, de la cual se extrae ese precioso y apreciado metal llamado plata.

Los egipcios también la conocían muy bien y usaban el polvo de galena como cosmético, ya que cuando se impregnaban el cuerpo con ella ejercía el papel de protector solar, repelente de insectos, desinfectante de la piel y, sobre todo, para proteger los ojos del polvo en suspensión que cubría tantas veces el ambiente. Sin duda cada día que recuerdo cosas del antiguo Egipto me sorprendo y siento mayor admiración por algunos de sus "adelantos" en el mundo de la belleza y la cosmética.


Antiguo plano de una mina de extracción de galena
(imagen extraída del blog Speleominas)

PROPIEDADES CURATIVAS Y ENERGÉTICAS


  • Calma molestias producidas por artrosis, artritis y reuma.
  • Trata problemas de huesos.
  • Rebaja la ansiedad.
  • Potencia la capacidad intelectual.
  • Es muy útil en personas que sufren amnesia o tienen algún tipo de pérdida de memoria.
  • Facilita la retención de información, algo muy útil en estudiantes.
  • Ayuda a abrir la mente y expandir las ideas.
  • Aporta esperanza en situaciones difíciles.
  • Armoniza el plano físico, etéreo y espiritual.
  • Ayuda a centrarse en las perspectivas de la vida.
  • Atrae clientes a los negocios.
  • Proporciona ánimo y tranquilidad.
  • Ayuda a superar la melancolía.
  • Previene de la tristeza.
  • Contribuye a conseguir los objetivos.
  • Facilita el dejar hábitos perjudiciales, como pueden ser el alcohol, tabaco, apetito excesivo,...
  • Te ayuda a lograr el éxito, pero siempre desde la humildad.
  • Aporta tenacidad y persistencia.
  • Hace que nos sintamos más animados.
  • Facilita el luchar por un futuro mejor, pues hace que dejemos atrás la pesada carga de los pensamientos del pasado.

Por último he de matizar que si la vais a usar en su forma natural y sin pulir, como realmente está en la Naturaleza y como a mi me gusta tener en casa, debéis usarla de forma indirecta a la hora de crear elixires, y si la usáis como collar para, por ejemplo, potenciar esa capacidad de estudio, que la pieza recaiga siempre sobre la ropa, pues el roce continuo sobre la piel puede producir una cierta irritación.

También deciros que es una piedra que necesita muchos mimos, y que al menos un par de veces por semana debemos prestarle la debida atención teniéndola presente en nuestras meditaciones o momentos mágicos. 

Es tan sencillo como recordar esa frase que siempre os digo: "CUÍDALA Y ELLA CUIDARÁ DE TI"




Si no sabes dónde encontrar éste u otro mineral, puedes contactar conmigo por mensaje privado a través de mi página de Facebook Mis cosas de Bruja. Estaré encantada de ayudarte.

2 comentarios:

  1. Hola Sabrina:
    Yo creía que la galena era tóxica. No es así? Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se puede usar de muchas formas en las que su toxicidad no repercuta o cause irritación. Hay que evitar el contacto prolongado sobre la piel o el hacer agua de gema de forma directa, por lo demás no hay problema si te lavas bien las manos después de su uso (al igual que ocurre con otros muchos minerales)

      Eliminar